¿COMIENZA UNA REBELIÓN CONTRA LAS PANTOMIMAS?



Pello Salaburu: Carta enviada a las Rectoras y a los Rectores de las universidades públicas españolas

Pello Salaburu ha sido Rector de la Universidad del PaísVasco.

Estimado amigo:

Te envío esta carta preocupado por la situación en la que estamos dejando entre todos al sistema universitario español. Escribí hace unos días un artículo que apareció publicado en algunos periódicos del grupo Vocento (1). Recibí a continuación más de un centenar de cartas. Es lo que me ha llevado a ponerte esta nota.

Conozco por propia experiencia lo difícil que resulta a veces tomar decisiones en la soledad del despacho rectoral: terminé mi mandato como rector de la Universidad del País Vasco hace ya más de diez años, en aquellos años de plomo en Euskadi. Cuando dejé el cargo me hice a mí mismo el firme propósito de que jamás criticaría el trabajo de mis colegas en el futuro: soy de los que piensa que todos tenemos nuestro momento, lo hacemos bien o mal, pero cuando cerramos la puerta y decimos adiós, el momento deja de pertenecemos. Así que mi carta no es una carta de crítica.

Es, sin embargo, una carta de petición. De petición para que actúes, junto con tus compañeros, antes de que esto acabe en un desastre, como tiene toda la pinta. La idea de Bolonia fue magnífica, y muy necesaria, viendo en lo que nos estábamos convirtiendo. Pero la hemos destrozado, la estamos destrozando. Creo que entre el Ministerio y la ANECA, y la aquiescencia de la comunidad universitaria, fundamentalmente por el papel callado y sumiso que han adoptado los rectores, estamos dando al traste con algo que podía haber sido una oportunidad magnífica para articular el sistema desde fundamentos más sólidos. Pero hemos convertido Bolonia en burocracia, en papeleo, en pérdida de tiempo y energías y en un motivo de monumental enfado entre nuestros mejores profesores e investigadores. Todo esto va a acabar con el resto de ilusiones que pudieran quedar entre los académicos y terminará convirtiendo la universidad en algo esencialmente peor. Nadie en Europa hace nada parecido a lo que hacemos aquí: cualquier especialista que se haya tomado la molestia de estudiar un poco el tema te lo dirá. ¿Se imagina alguien a un responsable de una titulación en Cambridge rellenando formularios de competencias? Y pongo Cambridge porque nos insisten, una y otra vez, que tendamos a parecernos a las mejores, aunque hacen lo posible, de forma sistemática también, para alejarnos de ellas. Puedes poner ahí el nombre de cualquier universidad de cierto prestigio, de Europa o de fuera de Europa. En España la universidad se está manteniendo a pesar de nuestros responsables políticos, y no gracias a su ayuda. Estamos perdiendo todos demasiadas horas, lo sabes mejor que yo, con auténticas tonterías y soberanas estupideces que nos llevan al precipicio.

Por eso te pido que actúes. Y que actúes negándote a participar en este saínete, comunicando al ministerio que te niegas a rellenar más formularios y a participar en ese estercolero de competencias, porcentajes, justificaciones, sistemas de evaluación y remedos de programas que nadie va a cumplir, porque nadie tiene intención de hacerlo.

Que actúes solicitando al ministerio que nos deje ocupar esas horas, tan necesarias, en atender al estudiante, en trabajos académicos o investigando. Que no nos haga perder más el tiempo, los nervios y la paciencia con esquemas de comportamiento completamente ajenos a la buena tradición universitaria. Que actúes pidiéndole un cambio radical en esos absurdos sistemas de verificación previos (mucho más propios, por cierto, de regímenes totalitarios) sustituyéndolos por sistemas de evaluación posterior, con petición de responsabilidades, que es lo que se hace en el mundo.

Nos estamos cargando una buena oportunidad. Te pido que actúes, que te plantes, que digas “Hasta aquí hemos llegado” y manifiestes en público que el rey está desnudo. Te pido que actúes como lo que se supone que eres: un líder universitario, no una pieza más de un engranaje que hace tiempo está atascado.

Como algún día alguien se pregunte cómo fue posible que en la universidad española se cometieran tantas torpezas sin que casi ningún universitario dijera nada, espero que también encuentre nombres de personas que hicieron gala de poseer un poco de sentido común.

Muchas gracias por tu atención, y recibe un cordial saludo

Pello Salaburu

(1) http://www.diariovasco.com/v/20111004/opinion/articulos-opinion/cuando-rebelar-rectores-20111004.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: